1 dic. 2011

Hobby RC a hidrógeno


Aleix Llovet y Xavier Salueña, estudiante y profesor, respectivamente, de la ETS de Ingenierías Industrial y Aeronáutica de Terrassa, han desarrollado dAlH2Orean, un coche de radio control que funciona con anillas de aluminio de latas de refresco, o con cualquier otro residuo de aluminio mezclado con sosa cáustica disuelta en agua. El sistema de propulsión es 100 % limpio, cierra completamente el ciclo de vida del aluminio y no genera CO2. El coche, que es fruto del proyecto final de carrera de Aleix Llovet, alcanza los 30 km/h y ya se ha patentado.

Programa tres14 de La 2

El residuo del aluminio y la sosa cáustica disuelta en agua se introducen en el depósito del coche. La reacción de la sosa y el aluminio genera hidrógeno, del cual se eliminan los restos de hidróxidos mediante un filtro de vinagre y agua. El hidrógeno filtrado pasa a un contenedor de bolas de hielo de sílice, donde se le extrae la humedad para aumentar su rendimiento. Finalmente, el hidrógeno llega a la pila y la alimenta produciendo energía eléctrica, gracias a que una membrana separa los protones de los electrones hasta que se vuelven a encontrar en un entorno de oxígeno, y así se genera agua, calor y la energía que mueve el motor. Esta es la principal innovación del proyecto.

El hermano mayor de este tipo de nuevos RC's viene de Horizon Fuell con su "H-CELL 2.0"
Con la celda de combustible de hidrógeno de alto rendimiento para RC. En 2007 Horizon presentó un  primer prototipo híbrido de sistema celular que estaba usando almacenamiento de hidrógeno y una batería de litio de menor tamaño para picos de aceleración, así como un diseño de sistema que estaba limitando el rendimiento del vehículo RC. 


En 2009, comenzó a trabajar en un sistema mejorado con capacidad mucho mayor, así como la primera estación de hidrógeno combustible que es capaz de llenar los tanques sólidos del coche de hidrógeno. La estación a escala de reabastecimiento crea la posibilidad de sacar el hidrógeno del agua y la electricidad mediante un dispositivo llamado HYDROFILL, que lo envía para su almacenamiento en los dispositivos de cartucho pequeño llamado HYDROSTIK. El HYDROFFILL opcional se puede conectar a los paneles solares o turbinas de viento para producir combustible 100% renovable.


Vía Amazings.es (Una de las mejores páginas de divulgación científica)


Para todo aquel que este pensando que es un regalo excelente para Navidades, tiene toda la razón, ahora que su cartera sufrirá un parada cardíaca, ya que tanto el prototipo de dAlH2Orean y H-CELL 2.0 tienen un precio de 1.000-1.500€. Tener en cuenta que para ser unos primeros prototipos tan avanzados tecnológicamente y que se realizan a mano son realmente baratos. Falta el siguiente paso, producción en cadena que abarata drásticamente los costes de producción.
Publicar un comentario