13 dic. 2011

Capturar energía eólica de las autopistas



Desde la década de los 90 se ha vislumbrado la posibilidad potencial de generación eólica en el entorno de las vías de circulación rápida de vehículos orientado no sólo al viento natural sino a la turbulencia generada por los vehículos, con la idea de recuperar parte de la energía disipada en el movimiento.

En la oficina de patentes estadounidenses desde 1980 y hasta la actualidad hay registro de  30 diseños, sin desarrollo científico y tecnológico asociado, orientado a la energía residual en carreteras. La práctica totalidad de las publicaciones en las que se estudia la aerodinámica de los vehículos o la interacción vehículo‐aire en general estaban enfocadas a los efectos del aire sobre el coche: fuerzas resultantes, resistencia aerodinámica, turbulencias en la estela cercana, desprendimiento de la capa límite etc En esta línea de trabajo se están recogiendo publicaciones que evalúen la relación entre dirección e intensidad del viento y aumento o disminución del consumo en el desplazamiento. 


La idea ha llegado a un estudiante estadounidense, en su proyecto tiene como objetivo aprovechar las turbulencias creadas por el paso de vehículos en la carretera para producir energía eólica. Una sorprendente y nueva aplicación de la energía eólica, aprovechar el viento creado por los vehículos que se desplazan a gran velocidad por las autovías y autopistas.





Una organización norteamericana llamada TAK Studio, está proponiendo un proyecto bastante interesante. Consiste en utilizar una serie de postes de luz, que tendrán integrados unas aspas en forma tal, que giren debido al viento producido por el paso de los automóviles. El movimiento de esas aspas se aprovecharía para generar energía eléctrica, la cual sería utilizada para encender las bombillas de dichos postes, iluminando así la arteria vial donde se instalen.

Visto en: Ecosistema urbano
Publicar un comentario