31 jul. 2012

Reciclando un Boing 747 (House Wing)


Francie Rehwald, quería vivir en una casa que respetara el medio ambiente y conservara formas "curvas, dulces y femeninas", en las colinas de Malibú, California, a lo que su arquitecto le dio la idea perfecta: Utilizar las piezas de un viejo Boeing 747 en el 2006 por 50.000 dólares. Se tomó cinco años para completar la tarea a la cual llamo House Wing.


Cortado en partes y trasladado al lugar por camiones y helicópteros. Es de suponer que los gastos de transporte han sido muy superiores a los de la chatarra aeronáutica, pero antes de todo esto el proyecto tuvo que ser aprobado por la FAA para que NO se confundiera con el lugar de un accidente aéreo.


Teniendo en cuenta que para generar una tonelada de aluminio se necesitan mineral de aluminio y  combustible, la producción de aluminio a partir de material reciclado consigue reducir el coste en un 90% (menos materiales, combustible y CO2). El 747 tiene unas 68 toneladas de aluminio, pero una casa con la estructura de madera y acero es mucho más respetuosa con el medio ambiente que la Wing House, que recordemos ha empleado también hormigón.


Visto en: Ecocosas.com

La búsqueda de formas innovadoras reciclando aparatos que ya pasaron su vida "util" esta de moda, aunque no abundan precisamente. Echándole imaginación para sacarlos casi de la nada, es la magia que da este lugar. Y es que eso, mejorar la calidad de vida, constituye uno de los objetivos del proyecto. Los otros son ayudar el exceso de CO2, la regulación térmica, la educación y la humanización. Que no es poco.

Publicar un comentario